brotes de alfalfa

Alfalfa, Medicago sativa, una planta herbácea perenne con pequeñas flores púrpura que crecen en racimo.

Su uso tradicional ha sido tanto medicinal como alimentario. Con fines medicinales se utiliza todas las partes de esta planta: raíces, tallo, hojas, flores y semillas.

Es una de las plantas comestibles más nutritiva y en la cocina podemos consumirla en brotes de alfalfa o germinados de alfalfa, las semillas y también sus hojas.

Esta planta es muy nutritiva y su aporte en micronutrientes altamente destacable. Contiene vitaminas del grupo B, A, C y E, y minerales como el calcio, cobre, cromo, hierro, magnesio, selenio y zinc. Además posee gran contenido en proteína vegetal.

Además los principios activos de la alfalfa son muy interesantes, ya que nos aporta flavonoides, fitoestrógenos (isoflavonas y lignanos), fitoesteroles, saponinas, tirotropina, cumarinas y enzimas digestivas.

sprouts-photo

Y no sólo es destacable su valor nutricional. La alfalfa es una planta muy bien valorada desde la antigüedad también por los beneficios de su acción medicinal:

  • Antipirética
  • Antiinflamatoria
  • Cardiotónica
  • Antibacteriana
  • Emética
  • Antipirética
  • Inmunoestimulante
  • Antirreumática
  • Estomacal
  • Antidiabética / Hipoglucemiante
  • Antiviral
  • Diurética
  • Antioxidante
  • Antiespasmódica
  • Anticancerígena
  • Fungicida
  • Antihemorrágica

.

Anuncios